Cómo cultivar y cuidar el Arce Japonés

Cómo cultivar y cuidar el Arce Japonés. En general, los arces japoneses son árboles de jardín fáciles de cultivar . Sin embargo, el arce japonés joven, recién plantado en el jardín, requiere algunos cuidados más.

Cómo cultivar y cuidar el Arce Japonés

La mejor época para plantar el arce japonés que se conoce también como arce rojo, es decir plantarlo en el suelo, es a principios de otoño : desde finales de septiembre hasta octubre. El periodo de plantación recomendado, dependiendo de la zona en la que nos encontremos, dura hasta marzo.

Las condiciones ideales para que el arce japonés crezca bien, como veremos, vienen dadas por suelos húmedos pero bien drenados, frescos y ligeros, ácidos y no calcáreos. Mejor aún si antes de plantar el arce rojo en el jardín cuidamos la tierra que acogerá la nueva planta, labrándola y abonándola.

Cultivo en campo abierto

Como cultivar y cuidar el arce japones

Cuando vamos a plantar arce en campo abierto en el jardín, tratamos de no insertarlo demasiado profundamente en el suelo. Un consejo útil si el suelo es particularmente húmedo: después de cavar el hoyo de tierra , puedes poner material de drenaje natural , como arcilla expandida, en el fondo.

Luego, insertamos la planta en el hoyo: durante la fase de plantación del arce japonés , prestamos atención a la posición del retoño. Normalmente, el mejor lado es el que mira hacia el interior del jardín, para apreciar su belleza desde el ángulo de observación deseado.

Ahora podemos cubrir el agujero con tierra mezclada con piedra pómez, presionando bien la tierra alrededor de las raíces y la base de la planta para asegurar el nuevo arce en el jardín.

Fertilización

Como cultivar y cuidar el arce japones 2

La fertilización ideal para el arce japonés es una que sea ligera con mantillo que debe hacerse a finales de otoño. Este tipo de fertilización implica el uso de un fertilizante orgánico natural y a poder ser que esté hecho de estiércol seco.

El abono para el arce se rocía en el hoyo de tierra, luego se revuelve con una pequeña azada para que la sustancia orgánica entre en el suelo.

También es posible fertilizar el arce rojo japonés a principios de la primavera. En cualquier caso, el abono elegido (tanto uno que sea natural de estiércol seco como abono químico en gránulos) debe distribuirse por la base del arce, e introducirse en la tierra con una delicada escarda, para favorecer la penetración de la sustancia en el suelo sin afectar a la raíces de la planta.

Agua y poda

Como cultivar y cuidar el arce japones 1

Después de plantar el arce japonés o arce rojo en el jardín, se debe prestar atención al riego de la nueva planta.

En la primera fase, el arce deberá regarse abundantemente para evitar que se formen bolsas de aire en el sistema de raíces.

A finales de otoño conviene cuidar el arce palmeado con una poda inicial. El corte servirá para darle la forma deseada a la planta. La primera poda del arce será por tanto un corte de limpieza y contención de las ramas dentro de la forma deseada para nuestro árbol.

Compartir en: Twittericono twitter Facebookicono facebook Pinteresticono pinterest

También te puede interesar