Conoce los 5 tips para elegir el mejor colchón

Dormir es uno de los mejores placeres de la vida. Gracias al sueño reparador, conseguimos mejorar nuestro estado de ánimo, el organismo funciona mejor y a nivel beauty, conseguimos que la piel esté más luminosa y firme. Somos conocedores de que debemos dormir entre 6 y 8 horas diarias, alejados del ruido, de la luz y con una temperatura adecuada. Sin embargo, no reparamos a veces en la necesidad de contar con un buen colchón. A día de hoy, en el mercado podemos adquirir colchones baratos que son de gran calidad y que nos permiten obtener un descanso eficaz. Al fin y al cabo, dormir debe ser sinónimo de descanso, más allá de la cantidad de horas que durmamos y los colchones serán nuestros mejores aliados. En este artículo hablaremos sobre qué requisitos debe tener un buen colchón para conseguir dormir de manera placentera.

Para comprar un colchón es necesario conocer nuestras necesidades personales

A veces concebimos la compra de un colchón como algo banal, como si todos funcionasen para todo el mundo cuando no es así. Cada funcionalidad y característica varía no solo el precio, sino también los beneficios que podamos obtener. Por ello, es necesario autoanalizarse antes de acudir a la compra del colchón.

Lo primero que debemos fijarnos es en nuestro peso, para así acertar con la firmeza y el material que deberá estar compuesto el colchón. Respecto a este aspecto, existen hasta cuatro firmezas. Si tenemos sobrepeso, lo más adecuado es escoger el colchón que sea firme, mientras que si pesamos menos optaremos por una firmeza media o incluso suave. Esta última, nos permitirá que esté más blandito.

Por otro lado, nos centraremos en nuestra estatura. En este caso, mediremos el largo del colchón y nos fijaremos en que al menos existan 10 centímetros desde el final de los pies y el colchón. Respecto a la anchura del colchón, observaremos si es individual o para una pareja. Lo más adecuado en el primer caso es que mida 75 centímetros, mientras que si se trata de una pareja, deberá medir 150 centímetros.

Los dolores y patologías son un aspecto muy relevante también a tener en cuenta. La espalda es la zona del cuerpo que más sufre al estar trabajando, por lo que la comodidad del colchón se convierte en el mejor medicamento para paliar estas dolencias. Lo más idóneo es acudir previamente al médico para que nos revise la espalda y con esta información, dirigirnos a la compra del colchón adaptado a nosotros.

Otro aspecto interesante es el tipo de vivienda en el que colocaremos el colchón. Dependiendo del uso que le demos, elegiremos uno u otro. Si es una vivienda de vacaciones, tendremos que comprar uno distinto al del uso diario. En este último caso, optaremos por una gama superior.

Lo último en lo que nos basaremos es en la postura que adoptamos para dormir. Independientemente de cuál sea, lo que hay que tener en cuenta es que los viscoelásticos son los que mejor se adaptan al cuerpo, sin ejercer ningún tipo de presión.

Ahora que conocemos cuáles son los consejos a tener en cuenta para adquirir un colchón, es el momento de tenerlas en cuenta y acudir a la compra del mismo para conseguir un descanso reparador y de calidad

También te puede interesar